La unión hace la fuerza.

Hace apenas tres meses estábamos celebrando las navidades, ahí nos tenéis en la foto, unidos alegremente por el espíritu de la navidad y por los logros conseguidos como equipo a lo largo de todo el año. Nadie imaginaba que unas pocas semanas más tarde estaríamos atrapados en este estado de alarma que se nos acaba de presentar, donde nuestra unidad se hace aún más necesaria, para plantarle cara a este enemigo microscópico, omnipresente y desconocido, porque la unión hace la fuerza.

Tratándose de la moraleja de una de las fábulas de Esopo —“El viejo y sus hijos”—, es probable que la mayoría de nosotros haya aprendido esa máxima durante las primeras lecturas infantiles. La expresión, que ya había sido utilizada en 1579 como lema de la República Holandesa, viene de una idea tan antigua como el instinto de supervivencia, y se encuentra de formas diversas a través de toda la historia. Por ejemplo, en época tan remota como el siglo primero antes de Cristo, el historiador romano Gayo Salustia Crispo utilizó la frase "concordia res parvae crescunt" (las cosas pequeñas florecen en la concordia), dándole un significado similar en el contexto de una obra sobre "La guerra de Yugurta”.

O sea, que el principio es archiconocido. Sin embargo, la capacidad de la gente para hacer piña en torno al colectivo ante situaciones límite, pasando por alto lo superfluo y centrándose en la supervivencia, no deja de sorprendernos.

En estos días de situación excepcional el equipo de Zetus está dando muestras de ser un equipo cohesionado y luchador. Cada uno de nuestros compañeros ha sido capaz de sacar lo mejor de sí mismo, cooperando y colaborando con los demás, y entregándose con enorme energía y disciplina para que la rueda no deje de girar.

Nos sentimos orgullosos de pertenecer a este equipo, y nos felicitamos colectivamente por la actitud ejemplar, solidaria, y responsable que están asumiendo nuestros compañeros.

Foto de José Miguel López
Salvador Agramunt
Director de Zetus

En línea con ese espíritu solidario y responsable que nos caracteriza, hemos decidido publicar las siguientes medidas, que estamos aplicando, esperando que sirvan de referencia a otros equipos de trabajadores que realizan su actividad en un ámbito similar al nuestro.

Medidas para desarrollar el trabajo con seguridad y prevenir la expansión y contagio del COVID-19.

  1. Según el escrito del INSHT, nuestra actividad está catalogada como BAJA PROBABILIDAD DE EXPOSICIÓN: trabajadores que no tienen atención directa al público o, si la tienen, se produce a más de dos metros de distancia, o disponen de medidas de protección colectiva que evitan el contacto (mampara de cristal, separación de cabina de ambulancia, etc.).
  2. El virus puede vivir en las superficies varios días, por ello es necesario utilizar guantes de látex en todo momento bajo los guantes de trabajo, lavarse las manos frecuentemente y desinfectar las partes que hayan podido estar expuestas, incluida la ropa.
  3. Transporte preferiblemente en vehículo y solo, utilizar guantes, ventanillas abiertas, no tener la circulación de aire en circuito cerrado. En los vehículos de empresa, antes de salir del vehículo, el conductor limpia las superficies con papel y alcohol. Desechar los guantes y papel a una bolsa de basura cerrada.
  1. Transporte preferiblemente en vehículo y solo, utilizar guantes, ventanillas abiertas, no tener la circulación de aire en circuito cerrado. En los vehículos de empresa, antes de salir del vehículo, el conductor limpia las superficies con papel y alcohol. Desechar los guantes y papel a una bolsa de basura cerrada.
  2. Si se utiliza el transporte público, seguid con atención las medidas de seguridad e higiene que establezcan para su uso.
  3. Salir de casa con la ropa limpia de trabajo puesta. Lavar la ropa de trabajo todos los días a alta temperatura. Si es necesario cambiarse de ropa al finalizar la jornada hacerlo en espacio ventilado, introducir la ropa en una bolsa de basura con cierre hermético y lavar en casa a alta temperatura.
  4. Utilizar guantes en todo momento. No llevar las manos a la cara, ojos o nariz. Si se usa un pañuelo desecharlo a una bolsa de basura, no volverlo a utilizar.
  5. En el espacio de trabajo mantener una distancia mínima entre compañeros de 2m. Si para desarrollar un trabajo hay que reducir esta distancia, evitarlo buscando medios alternativos.
  6. Evitar en todo momento el contacto físico. A dos metros de distancia es imposible.
  7. Se evitará ir a comprar a tiendas o almacenes de material, el material se pedirá desde la oficina para que lo lleven a obra. En caso de ir a tienda, utilizar guantes y desechar a la salida.
  8. No hacer grupos para hablar o fumar. El virus puede transmitirse en forma de aerosoles. Utilizar preferiblemente el teléfono para comunicaros, por mensaje o voz.
  9. Se debe reincidir en las recomendaciones profilácticas generales frente al COVID-19, a saber: evitar el contacto cercano con otras personas al toser o estornudar, cubrirse la boca y la nariz con el codo flexionado o con un pañuelo desechable, evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca, y lavarse las manos frecuentemente y volver a poner guantes de látex nuevos. Utilizar servilletas de papel para secar las manos y arrojar a una bolsa de basura con cierre hermético.

(*) La distancia de seguridad para Zetus es de 2m

  1. Tomar bebidas calientes. En los centros de trabajo, se dispondrá de calienta agua, vasos de plástico e infusiones. El virus se aloja primeramente en la garganta y la bebida caliente lo elimina. La infección grave se produce cuando el virus baja a la tráquea y pulmones. También es recomendable beber agua frecuentemente, el agua arrastra el virus al estómago y es eliminado por los jugos gástricos.
  2. Los residuos contaminados por el coronavirus SARS-CoV-2 pueden ser peligrosos para la seguridad las personas que entren en contacto con ellos. Por ello, un tratamiento correcto de los restos generados puede evitar posibles contagios. Es imprescindible el uso de elementos de limpieza desechables, aislar correctamente y en bolsa de plástico la basura, y una higiene personal exhaustiva tras el tratamiento de los residuos.
  1. Aumentar en la alimentación productos ricos en vitamina C, zumo de limón, de naranja, kiwi, pimientos, brócolis.
  2. Los trabajos administrativos se realizarán en modalidad de teletrabajo. Habrá sólo una persona de guardia en la oficina. Si por motivos excepcionales hay más personas, sólo podrá haber una persona por grupo de mesas y respetando una distancia de seguridad de 2m entre ellas. La dirección podrá ocupar el despacho cumpliendo las distancias de seguridad.
  3. No se utilizará el aire acondicionado para evitar la propagación del virus. Para calefacción emplear radiadores eléctricos de aceite. El recuperador de aire estará funcionando permanentemente a velocidad máxima para asegurar la ventilación del espacio de trabajo
  4. En la oficina se emplearán guantes de plástico, se desinfectarán ordenador, ratón, teclado, pantalla, impresora, manetas de puerta, grifería, tirador de cisterna y todo el objeto que sean manipulados. No utilizar el secamanos eléctrico, puede retener y transmitir el virus por el aire.
  5. Si algún trabajador o colaborador de Zetus tiene síntomas o ha estado en contacto estrecho con un contagiado se lo debe comunicar inmediatamente a sus responsable y no asistir al centro de trabajo.
    El afectado debe llamar al teléfono 900 102 112 , habilitado por la Comunidad de Madrid para informar sobre el coronavirus. De no ser atendido, llamar a su centro de salud habitual, su médico le dará las instrucciones pertinentes
  6. Se considera “contacto estrecho” cuando se ha permanecido a una distancia menor de dos metros de un caso probable o confirmado durante un tiempo continuado (dependerá de cada caso y del criterio de las autoridades o facultativos).
  1. Debe evitarse la exposición de los trabajadores sanitarios y no sanitarios que, en función de sus características personales o estado biológico conocido, debido a patologías previas, medicación, trastornos inmunitarios o embarazo, sean considerados especialmente sensibles a este riesgo
  2. Señalizar a la entrada de la obra la prohibición de acceder si se presentan los siguientes síntomas: tos, fiebre o dificultad para respirar.
  3. Si se detecta que algún trabajador o personal de la obra presenta síntomas de la enfermedad, se seguirá rigurosamente el protocolo sanitario establecido. Se paralizará temporalmente la actividad hasta comprobar que se cumplen todas las medias de prevención necesarias y para verificar qué personas han podido tener un contacto cercano con este trabajador mientras presentaba estos síntomas. De confirmarse el positivo en las pruebas de la enfermedad, se comunicará a todos los miembros de la dirección facultativa, así como a las subcontratas y autónomos que hayan podido estar en la obra durante los últimos 15 días. Todo trabajador que haya tenido un contacto cercano con el trabajador afectado (haya estado a menos de dos metros del trabajador mientras presentaba síntomas) deberá realizar cuarentena domiciliaria de 14 días
  4. Evitar que los trabajadores intercambien herramientas, equipos y/o material para el desarrollo de las tareas.

Los encargados (o en su ausencia los oficiales), serán responsables de velar por el cumplimiento de estas medidas. Si algún trabajador no cumple estas normas, por la seguridad de todos, el encargado u oficial responsable enviará al trabajador a su domicilio y se lo comunicará inmediatamente a la empresa.

Del cumplimento de estas normas depende superar esta crisis en el menor tiempo posible. Es responsabilidad de todas las personas evitar la propagación del virus y contener sus consecuencias. Os animamos a que en todo momento se piense, además de en uno mismo, en los demás.

¡Extrememos las precauciones!

Comentarios